2 comentarios

  1. Diría más todavía, hay que disfrutar hasta del potaje que cocina mi madre, que, aunque sepa mal, nos brinda la oportunidad de hablar de recetas. Un abrazo.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: